Google Body, el Google Earth del cuerpo humano

Google nos propone un viaje interior. No se trata de una experiencia metafísica de Coelho. Lo que sugieren desde Mountain View es un paseo por el cuerpo humano. Y al igual que hemos hecho con Google Earth el trayecto lo haremos sentados delante del ordenador,  basta con usar uno de los navegadores específicos que propone la compañía y hacer uso de su nueva aplicación, Google Body.

La idea de Google Body es ofrecer una vista muy completa y detallada del cuerpo humano, diferenciando entre las distintas partes y “capas” que componen la fisionomía de cualquier persona. La aplicación que usa Google Body se integra directamente en el navegador, por lo que no es necesario descargar programas para usarlo. Los navegadores compatibles con Google Body son Chrome y Firefox (en su versión 4 Beta), compatibles con el sistema WebGL (responsable de que la aplicación se integre en navegador).

Google Body se presenta como un modelado 3D de una persona, la cual se expone a una exploración completa por parte del usuario para poder examinar las distintas partes de la anatomía humana. Tendremos una opción de zoom muy precisa y profunda, así como un navegador de capas que se superponen en varios niveles y pueden ser graduadas.

Así, partiremos de un nivel superior, en el que se muestra el aspecto exterior “y sin diseccionar” de una persona. A partir de ahí, podemos ir descendiendo a través de la composición muscular de la fisionomía de una persona hasta llegar al nivel último, compuesto por el cerebro y la médula espinal.

Entre medio, encontramos entramados óseos, así como el trazado del sistema nervioso y de órganos. Por supuesto, al igual que otras aplicaciones de Google, el usuario podrá rotar y girar la perspectiva según le convenga.

El nivel de detalle es muy preciso, dando opción incluso a seleccionar a golpe de ratón secciones concretas del mapeado corporal para obtener información de determinadas zonas o partes de la anatomía del modelo. Todo un acierto dentro de las herramientas didácticas de Google.

Fuente: La Capital –  Imagen: Matangaweb